El Don Octavio Villarrobledo mereció mucho más ante el Yugo Socuéllamos en un partido muy intenso y disputado

Roble Radio

La falta de puntería evitó un triunfo que los de Sergo Aracil merecieron, en un cho que de una intensidad espectacular.

No pudo conseguir los tres puntos el Villarrobledo en el duelo de las alturas frente al Socuéllamos, con un empate final que le hace entregar el liderato del Grupo 18 al Conquense. Fue pese al 0-0 un partido muy bonito y en el que fue mejor el cuadro dirigido por Sergio Aracil. Aunque se enfrentaban los dos equipos menos goleados e hicieron gala de ello, no faltaron las ocasiones, hasta el punto de que Farisato, Fran Minaya y Briega estrellaron el balón en los palos.

Salieron mejor los troyanos de inicio. De hecho, nada más empezar el partido, la defensa socuellamina sacó por poco un acercamiento peligroso de Fran Minaya. Después Farisato estuvo muy cerca de llegar a un maravilloso centro de su compatriota Leomar. El ‘Socu’ tuvo la primera y casi la única del primer tiempo en un remate desde la frontal de Yemoth que se marchó rozando la madera.  Se igualó un poco el partido en un tramo donde las defensas se imponían a los atacantes, pero volvió a la carga el Villarrobledo pasado el minuto 30. Farisato, Fran Minaya y Leomar comenzaron a ser un dolor de muelas para la zaga visitante y, de hecho, el primero estuvo a punto de adelantar a los suyos con un disparo precioso al poste.

Roble Radio

Casi al término de la primera mitad, Leomar se inventó una gran jugada y se la dejó a Pepe García, cuyo remate se fue ligeramente desviado. También tuvo otra el Socuéllamos por mediación de Iván Hujo. Su disparo lo atrapó Leo Mendes y con empate a cero se fueron ambos equipos a los vestuarios.

En el inicio de la segunda parte el equipo ciudadrealeño dio un paso al frente igualando las fuerzas. Pese a ello, las ocasiones siguieron sucediéndose en la portería de Bernabé. Leomar volvió a intentarlo con un remate que sacó bajo palos la zaga del Socuéllamos enviando el balón a córner. En ese mismo saque de esquina, el Villarrobledo hilvanó una buena jugada ensayada en la que Fran Minaya estrelló el balón en la madera.

Siguieron picando piedra los pupilos de Sergio Aracil, que eran superiores y merecían un gol. A punto estuvo de conseguirlo Juan Álvarez, que cabeceó rozando el palo un gran centro de Carlos Martínez. Estaba encerrado el ‘Socu’, sufriendo mucho, pero asomó la patita con un tiro al travesaño de Briega en una contra de manual.

No se conformó ninguno de los dos equipos con el empate y ambos lo intentaron hasta el final, pero todo acabó como empezó. El Villarrobledo queda segundo en la tabla, empatado a puntos con el líder, pero con peor diferencia de goles.

TEXTO LA TRIBUNA DE ALBACETE

VillarrobledoDiario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Roble Radio