Cultura

La Segunda Marcha por la Paz y la No Violencia se queda en suspenso este año debido a la pandemia

Este día señalado en la agenda escolar se celebra este año, dentro de las aulas.
Mañana, 30 de enero, se conmemora el Día Escolar de la No Violencia y la Paz,

coincidiendo con el aniversario de la muerte de Gandhi. Un día señalado en el calendario de los centros educativos y que cada año se celebraba con actividades en las que se aprovechaba para reunir a los alumnos y alumnas de toda la comunidad escolar de Villarrobledo.

Así lo señala la concejal de educación, Caridad Ortiz, recordando cómo el pasado año se iniciaba la I Marcha por la Paz y la No Violencia en Villarrobledo con la participación de colegios e institutos en una actividad en la que se ponía en evidencia todo el trabajo realizado alrededor de estos valores por parte de los más jóvenes.

Lamenta Ortiz que una vez más la situación sanitaria obligue a suspender la que habría sido este año la segunda marcha aunque destaca que el trabajo en seguir incidiendo en la cultura de la paz se ha seguido trabajando en los colegios, “estando juntos en la distancia”, realizando actividades desde la asignatura de religión de manera transversal en el resto de materias.

Mensajes para el día de la paz de convivencia, tolerancia, dialogo, de no violencia entre los más pequeños para ser proyectados al resto de la sociedad como el deseo que todos ellos tienen de vivir en un mundo mejor.

La concejal agradece a todos los maestros y profesores su implicación, felicitando a los alumnos por seguir participando con ilusión en aquello que se les propone, intentando dar la mayor normalidad a un curso tan complicado como este.

Por su parte el alcalde, Valentín Bueno, agradece a la concejal de educación todo el trabajo realizado junto a la comunidad educativa para seguir superando, todos juntos, esta situación que está condicionando nuestras vidas desde hace ya tantos meses.

Bueno incide en la difícil prueba que está viviendo la comunidad escolar en la lucha contra el virus, una prueba que afirma que se está superando con éxito y que conlleva mucho compromiso y responsabilidad por parte de todos en el cumplimiento de todas las medidas y protocolos que están permitiendo que la educación presencial pueda seguir a día de hoy en Villarrobledo.

Valentín Bueno, valora el primer trimestre y el inicio de este segundo de manera muy positiva a pesar de haber empezado el curso añadiendo a la pandemia, el temporal de nieve y heladas de hace unas semanas que obligó a retrasar el inicio de las clases tras las vacaciones.

Señala Bueno que desde el Ayuntamiento se pusieron todos los medios necesarios para una vuelta a las aulas de forma segura, limpiando los accesos y esparciendo sal en los mismos, con la previsión de encender calderas y calefacciones los días previos para combatir el intenso frío tras tantos días con los centros cerrados. Un trabajo coordinado que el alcalde ha querido poner en valor.

En circunstancias excepcionales, Bueno asegura que se ponen todos los esfuerzos para que las molestias sean las mínimas y por solucionar los problemas que puedan ir apareciendo, consciente de que puede haber cosas mejorables pero con la intención de subsanar todos los posibles errores en próximas ocasiones.

Por otro lado, Bueno, informa que está prevista la reapertura de la escuela infantil de San Sebastián para el próximo lunes, cerrada debido al positivo de una trabajadora y al haberse cumplido con el protocolo de guardar cuarentena por parte del resto de trabajadoras.
Añade que se ha procedido a la desinfección y limpieza del centro para su reapertura con todas las garantías de seguridad.

Termina, insistiendo el alcalde en la importancia de mantener la salud en unos momentos especialmente complicados, inmersos en esta tercera ola por lo que pide extremar todas las medidas de seguridad y extremar la responsabilidad para poder controlar los contagios.

0

Categories: Cultura, Educación, Sociedad

Deja un comentario