Política

El Gobierno Municipal valora los acuerdos del pleno ordinario del mes de diciembre

Destacando que todas las propuestas salieran adelante como muestra del “clima de consenso y diálogo” con los grupos de la oposición.

Tras la celebración, de forma telemática del pleno ordinario del mes de diciembre, último del año, los concejales del Gobierno Bernardo Ortega y Amalia Gutiérrez han realizado la valoración de los principales asuntos tratados en el orden del día.

Así, se debatió en primer lugar la resolución de la solicitud para la suspensión de la adjudicación del servicio de zona azul. Solicitud que llegaba tras la presentación por parte de SPV de un recurso contra dicha adjudicación , cuyo procedimiento está concluido, comenzando el servicio la nueva empresa a partir del 1 de febrero.

Ortega destacaba el apoyo de los grupos, excepto de SPV, que votaba en contra, al informe de la Secretaría General del Ayuntamiento en el que se plasmaba que no procedía la suspensión de la adjudicación del servicio de zona azul incidiendo en que no existen dudas en cuanto al procedimiento y que no se puede empañar el trabajo realizado de forma profesional por los trabajadores municipales y por el jefe de policía al respecto de este proceso.

El concejal incide en que por tanto la adjudicación no se suspende por lo que el Ayuntamiento no queda paralizado, recordando que el contrato estipula que la empresa adjudicataria debía abonar el 75% del canon de la concesión en un mes tras la formalización de dicho contrato, lo que supone la cantidad de más de 284.000 euros que suponen una inyección de liquidez para afrontar pagos en el Ayuntamiento.

Por otro lado, la concejal de economía y hacienda, Amalia Gutiérrez, destacaba el acuerdo alcanzado para la suspensión de las obras de acondicionamiento de caminos en base a los informes técnicos que así lo aconsejaban y a la petición de la propia empresa ya que las condiciones climatológicas actuales no son las idóneas para realizar estos trabajos.

Gutiérrez señala que la intención del ejecutivo local era la de haber realizado las obras antes de vendimia pero que debido a la pandemia, esta actuación, tuvo que retrasarse al mes de octubre. Finalmente las obras no pudieron comenzar hasta el 23 de noviembre debido a que en el trascurso del procedimiento de adjudicación 2 empresas presentaron ofertas muy bajas, lo que se denomina “baja temeraria” para lo que la ley dispone, procedimiento de audiencia a dichas empresas y que además aporten la documentación que justifique la viabilidad de los trabajos con esa oferta.

Esto, señala Gutiérrez retrasó el proceso de nuevo por lo que, comenzando los trabajos el 23 de noviembre y la llegada de las lluvias y el frio aconsejaban paralizar las obras, hasta el 8 de marzo según el acuerdo de pleno aprobado ayer con la abstención del grupo socialista.

También explica la edil del Gobierno que la ley estipula que una vez adjudicado y firmado el contrato las obras deben comenzar en el plazo fijado que es lo que hizo la empresa adjudicataria, justificándose después los motivos para la paralización.

Gutiérrez, señala que todo se ha realizado conforme a ley y que el retraso para este proyecto ha respondido a razones burocráticas, aunque incide en que antes de la paralización dio tiempo de arreglar el camino de El Pocico, asentando al firme preparado para el asfaltado, teniendo ahora un caminos transitable y también se actuó en el camino de Vado Cucharro, esperando que de cara al mes de marzo puedan finalizarse los trabajos.

Por otro lado, se aprobaba también en pleno la cuenta general de 2019 para su remisión al Tribunal de Cuentas, como estipula la normativa.

Explica que estas cuentas arrojan un resultado de la gestión ordinaria positivo de 2.531.000 euros, un ahorro neto positivo de 2.337.000 euros y un resultado presupuestario positivo de 184.000 euros y por primera vez, desde hace muchos años, se baja el porcentaje de deuda financiera por debajo del 75%, en concreto al 73,4%.
A todo esto se une la reducción de la deuda global del Ayuntamiento en 3 millones de euros en el año 2019.

Esto supone, según Gutiérrez que todos los parámetros económicos y financieros se han revertido a niveles positivos, cumpliendo así con lo que dice la ley, a excepción del periodo medio de pago a proveedores en lo que afirma que el Gobierno sigue trabajando para conseguir reducirlo a los niveles óptimos.

Por último, el pleno, por unanimidad aprobaba la operación de Tesorería propuesta por el Gobierno por la que una línea de descuento contratada en 2014 con un interés entonces de 2,80 se ha convertido, después de muchas negociaciones, en una operación de crédito a un interés del 0,26, lo que supondrá un importante ahorro para las arcas municipales.

Categories: Política

Deja un comentario