Política

El Psoe destaca las políticas del Gobierno Regional dirigidas a abolir la prostitución

La portavoz del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Villarrobledo, Caridad Ballesteros, acompañada de la concejala Graciela Arenas ha ofrecido una rueda de prensa con motivo del Día Internacional contra la explotación sexual y el tráfico de mujeres niñas y niños.

La portavoz comenzaba su comparecencia ante los medios de comunicación ofreciendo una serie de datos para poner en situación este tema. Así hablaba de que en el mundo se calcula que hay 1,8 millones de víctimas de trata y de explotación sexual, mujeres pobres, engañadas, vendidas, compradas y tratadas como basura; España es el mayor consumidor de prostitución de Europa y el tercero del mundo; el 39 por ciento de nuestros hombre paga por sexo, 39 de cada 100 hombres compra mujeres. En Castilla-La Mancha tenemos un deshonroso honor y es el de tener el mayor número de locales de prostitución de España.

En Albacete las cifras son preocupantes hay 13 clubes, 21 pisos y una casa. Ballesteros indicaba que el Gobierno de Castilla-La Mancha se toma muy en serio este tema y prueba de ello que es la única comunidad de España que tiene una consejería de Igualdad, de la mano de nuestra consejera, Blanca Fernández Moreno, se está haciendo un enorme trabajo para avanzar en derechos, protección y libertades de las mujeres víctimas de violencia de género. Junto con el Instituto de la Mujer podemos presumir de ser una comunidad pionera en medidas y leyes para afrontar esta lacra que padece nuestra sociedad.

Nuestra Ley Regional para una sociedad libre de violencia de género establece que la prostitución es una manifestación más de la violencia hacia las mujeres, una manifestación cruel y muy dura. Por ello desde la consejería se ha lanzado la campaña “Las mujeres no se compran” con un claro mensaje y es que comprar sexo puede ser muy barato, pero ese precio es la vida de tantas mujeres.

La campaña va dirigida a los hombres demandantes de prostitución, porque es imprescindible atajar la demanda y también hacia la sociedad en su conjunto como responsable de la “normalización de la prostitución”. No puede ser que como sociedad no censuremos que un hombre pague por comprar el cuerpo de una mujer. Por ello, hay que poner el foco en los consumidores y, sobre todo, en nuestros jóvenes.

Desde el Instituto de la Mujer se están tomando muchas medidas para avanzar, sobre todo en la educación de jóvenes, este año se han aumentado las ayudas para prevenir la explotación de mujeres y niñas, para educar en una sexualidad sana, incidiendo, sobre todo, en que el porno no sea lo que eduque a nuestra juventud. El fácil acceso a la pornografía está haciendo que nuestros jóvenes se eduquen en una sexualidad violenta y no real.

Una juventud que se educa bajo prácticas sexuales irreales y violentas será una juventud consumidora de prostitución, por eso es tan necesario trabajar con ellos. La responsable socialista aludía que ahora en el contexto COVID podemos imaginar la realidad de estas mujeres encerradas en prostíbulos han estado viviendo durante la pandemia. Según Ballesteros podemos sentirnos orgullosos ya que Castilla-La Mancha fue la primera comunidad autónoma en decretar el cierre de prostíbulos, para proteger a las mujeres allí encerradas y para proteger su salud y su integridad. Pero no basta con educar, ni con cerrar los prostíbulos, también hay que proporcionar soporte a todas esas mujeres que están esclavizadas y desamparadas, hay que ayudarles a salir de ese mundo donde a bien seguro ellas no quieren estar. Por eso desde el Gobierno Regional y a través del Centro Integral de Atención a Mujeres Víctimas de Violencia de Género se trabaja y se atiende a mujeres víctimas de explotación sexual.

En junio la Junta de Comunidades publicó un Decreto por el que se están desarrollando procesos de intervención con mujeres víctimas en situación de extrema necesidad. Hablamos de 326.00 euros con los que se han atendido a 235 mujeres en los tres primeros meses de funcionamiento. El compromiso de Castilla-La Mancha es claro: hay que abolir la prostitución, por eso es necesaria una Ley estatal para acabar con esta brutal forma de violencia contra las mujeres y las niñas. Desde el grupo Municipal Socialista piden a los vecinos y vecinas de la localidad que denuncien cuando sean conocedores de situaciones de prostitución.

Para finalizar la edil afirmaba que debemos mandar a la sociedad el mensaje de que las mujeres no se compran, que tenemos que educar nuestros jóvenes para que el mero hecho de pensar que tienen que pagar por sexo sea una aberración. Comprar mujeres debe ser ilegal y debe ser algo moralmente despreciable, que ningún hombre haga. Las mujeres deben luchar por aquellas que están esclavizadas y los hombres deben ayudar en esa tarea.

Categories: Política

Deja un comentario