Agricultura

Cristina García valora el buen desarrollo de la campaña de vendimia en cuanto a protocolos sanitarios y atención al temporero

Cáritas con la oficina de atención al temporero y todos los agentes implicados en la mesa de seguimiento de la inmigración velan por la seguridad y por una vendimia tranquila y sin incidentes.

La concejal de bienestar social, Cristina García ha valorado positivamente el desarrollo de la campaña de vendimia de este año, señalando que está siendo tranquila y sin incidentes, respetándose los protocolos y medidas sanitarias.

García señala que desde el Ayuntamiento se está velando porque la campaña termine bien, trabajando previamente desde la mesa de inmigración para abordar todas las medidas a poner en marcha y proporcionar a través de cartelería toda la información al respecto tanto a temporeros como empresarios agrícolas, también en cuanto a derechos y deberes de unos y otros y en este año sobre protocolos sanitarios y de protección.

La concejal apunta que una vez que la campaña está en marcha, los temporeros ya cuentan con alojamiento en la mayoría de los casos pero desde el Ayuntamiento, como en cada campaña se habilita el servicio de duchas para aquellos que necesiten asearse una vez terminada la jornada.
En concreto estas duchas están abiertas de lunes a viernes de 7 a 9 de la tarde en el pabellón del barrio Socuéllamos.

La concejal agradece a Cáritas la labor que cada año realizan en campaña de vendimia con la oficina de atención al temporero donde se ofrece información y acompañamiento a los trabajadores que llegan a Villarrobledo para trabajar en el campo.

Acompañamiento que pasa por ayudarles con el alojamiento, con la ropa en algunos casos y con la alimentación entregando productos para poder cocinar a las familias y trabajadores que durante la campaña se alojan en casas, con productos de limpieza y también productos infantiles para los niños que les acompañan.

En caso de que sean temporeros transeúntes también se les proporciona ropa en caso de ser necesario y alimentos no perecederos que puedan abastecerles durante unos días mientras encuentran trabajo y en todos los casos se proporciona gel desinfectante de manos y mascarillas.

Paquita Moreno, presidenta de Cáritas señala que el número de temporeros que se atiende ha disminuido mucho en los últimos años y este año, algo más debido a la pandemia, siendo en total, 37 personas las atendidas en la oficina de atención al temporero que permanecerá abierta los lunes, jueves y viernes de 11 a 1 de la mañana y donde además de recibir ayuda e información, se puede acudir a conocer ofertas de empleo por parte de los empresarios del campo y los propios empresarios pueden acudir a la oficina si necesitan trabajadores.

Deja un comentario