Cultura

Villarrobledo celebra la Festividad de San Antón con la bendición de los animales, tostones y zurra.

La lluvia y el frío no deslucieron la fiesta que se celebró con la tradicional luminaria, misa procesión y bendición de los animales.
El pasado fin de semana se celebraba en Villarrobledo la Festividad de San Antón organizada por la Hermandad del Santo. Una cita con gran arraigo en la localidad que numerosos vecinos, grandes y pequeños no quisieron perderse.

También acompañaban los vecinos el Alcalde, Valentín Bueno y los miembros del Gobierno Municipal, poniendo en valor el trabajo de la Hermandad por dar continuidad a esta tradición que en su día estaba dedicada a los animales de labor y que se ha adaptado a los tiempos siendo muchas las mascotas de todo tipo que llegan hasta la iglesia de las Carmelitas para recibir la bendición.

El Alcalde incide en el compromiso del Gobierno local por mantener las raíces locales que tienen su muestra en fiestas como la de San Antón. Señas de identidad de Villarrobledo que han contribuido al crecimiento como sociedad y que son un legado para trasladar a las nuevas generaciones.

La fiesta comenzaba el sábado noche con la luminaria a la que se acercaban numerosos vecinos para compartir una velada entre zurra y tostones.

El frío y el aviso de nieve no impidieron que la iglesia de la Carmelitas se llenara de gente para asistir a la misa en Honor al Santo, el domingo por la mañana, tras la que San Antón fue llevado en andas en una pequeña procesión por el barrio.

Después llegaba el momento de la bendición de los animales, perros, gatos, hámster, loros y todo tipo de mascotas recibían unas gotas de agua bendita que esperan que proteja a sus animales durante todo el año.

Satisfechos desde la Hermandad por la respuesta de los ciudadanos, viendo recompensado el esfuerzo que cada año realizan por seguir celebrando una de las fiestas más antiguas de la localidad.

Categories: Cultura, Sociedad

Deja un comentario