contacto@villarrobledodiario.com

Esta semana, en nuestra sección de salud: ‘Higiene postural’. Con María Teresa Motejano.

Villarrobledo

Captura de pantalla 2014-10-08 a las 16.53.30

Cuando hablamos de higiene postural, siempre se nos viene a la cabeza ciertas ideas como son: la postura en el trabajo y el dolor de espalda, pues bien amigos lectores, tengo que deciros que eso es correcto pero incompleto. La higiene postural es mucho mas que eso. Según una de tantas definiciones es: el aprendizaje de diferentes medidas cuyo objetivo se centra en que el individuo corrija actitudes o posturas incorrectas que ha ido adquiriendo durante su vida, con el objetivo de evitar posibles patologías o lesiones musculo-esqueléticas.

Si analizamos esa definición podemos dilucidar que la higiene postural no solo se debe aplicar en el trabajo, sino que existen muchas situaciones en nuestra vida cotidiana que la requieren, todas ellas desde edades muy tempranas.

Para poder continuar con nuestro articulo, tenemos que tener claro otro concepto, postura correcta, la cual se define como la actitud del cuerpo que facilita la eficacia máxima de una actividad específica sin causar daño. Una postura correcta no debe ser ni fatigante, ni dolorosa, sino que debe proporcionar un estado de normalidad postural durante la realización de la actividad que se esté desarrollando.

Villarrobledo

Bien, ahora que tenemos claros estos conceptos básicos podemos centrarnos en qué actividades de la vida diaria pueden afectar a nuestra rutina, y cuales pueden ser las consecuencias. Como comentábamos anteriormente, la higiene postural hay que tenerla muy presente durante todas las etapas de la vida y se debe utilizar como un método preventivo, ya que muchas veces caemos en el error de pensar “eso son los ejercicios que me recomienda el “fisio” cuando me duele la espalda en el trabajo”. Evidentemente es un error muy grave, ya que la higiene postural debe comenzar desde que nacemos, colocando a nuestros hijos en posiciones adecuadas en la cuna, evitando que se sienten en sillas y sillones de forma incorrecta, enseñándoles a coger pesos cerca del cuerpo y a no llevar las enormes mochilas colgando en la espalda. Todos estos pequeños detalles que empiezan a realizar desde pequeños son indicios de lo que, por norma general, realizarán en la edad adulta, pero también son el ejemplo claro de proceso de aprendizaje por imitación de los padres, ya que en la mayoría de los casos todas esas actitudes posturales las aprenden de ellos. Evidentemente , la educación postural no solo debe provenir de casa, sino que también se debe promocionar en los colegios, tanto durante las clases, como con charlas y talleres didácticos en los que se les enseñe cuales son los objetivos, y que se quiere evitar, para que el día de mañana disminuya la posibilidad de sufrir ciertos problemas, así como incentivar la realización de ejercicio físico diario el cual mantendrá en condiciones optimas nuestro cuerpo.

Otras situaciones que tenemos que tener en cuenta ya en la edad adulta para mantener una buena higiene postural, son las relacionadas con el trabajo y con actividades que se puedan realizar en casa, ya no solo mantenimiento del hogar sino también el cuidado de personas mayores que se tengan a cargo, situación cada vez más cotidiana. Con ello evitaremos los tan conocidos dolores de espalda y de otras zonas como hombros, codos, muñecas…

Para terminar os comentaré una serie de consejos para mantener una correcta higiene postural:

  • colocarnos correctamente , según la ocasión y necesidad
  • aprender a movernos de forma adecuada
  • equiparar los pesos a los dos lados del cuerpo
  • regular la altura de superficie de trabajo según la actividad a realizar y la necesidad de éste
  • mantener los pesos a elevar cerca del cuerpo
  • uso de material adecuado y adaptado a cada necesidad
  • utilización de ropa y calzado adecuado

Los anteriores son métodos contrastados para evitar posibles lesiones y algias, ya que la prevención debe ser nuestro objetivo principal, nunca debemos esperar a que aparezca el dolor para comenzar a prevenir.

 

A %d blogueros les gusta esto: