contacto@villarrobledodiario.com

El grupo Socialista solicita un pleno extraordinario para restablecer el normal desarrollo de los plenos

Villarrobledo
Juan Luis Iñiguez, portavoz socialista, ha dado a conocer la moción solicitando un pleno extraordinario

Juan Luis Iñiguez, portavoz socialista, ha dado a conocer la moción solicitando un pleno extraordinario

  El grupo Socialista en el Ayuntamiento de Villarrobledo, ha presentado una moción, solicitando la celebración de un pleno extraordinario, donde demandan el restablecimiento de la normalidad en el funcionamiento de los Plenos, exigiendo al Alcalde que actúe con criterios de igualdad y transparencia en el ejercicio de sus funciones de Presidente de la Corporación.

Juan Luis Íñiguez, portavoz del grupo Socialista, ha lamentado el espectáculo vivido durante el pasado pleno ordinario de la corporación,  afirmando que el único responsable fue el alcalde, que hace que se esté viviendo una situación insoportable, ya que consideran que no es un hecho excepcional, sino que ya parece algo normal, afirmando que “es raro el pleno en que acabamos vivos los concejales socialistas”.

A su juicio, un alcalde lo que debe hacer es mantener el control de la situación en los plenos, en lugar de perder los nervios y provocar con su actitud la expulsión de concejales socialistas, “ya que no es la primera vez que pasa, pero esperemos que sea la última”.

Para Juan Luis Iñiguez, durante el último pleno, celebrado el pasado jueves, se produjo la gota que colmó el vaso, tras ser expulsado del mismo el concejal Juan Bautista Torrente, portavoz socialista en materia de economía, durante su turno de intervención en el debate de la modificación de las ordenanzas municipales, asunto que afectará a todos los vecinos de Villarrobledo.

A su juicio, el alcalde mostró una actitud provocadora, al interrumpir al edil socialista durante el uso de la palabra, y provoca la tercera amonestación, lo que conlleva que tenga que ser expulsado del pleno, “y además parece que el alcalde no se estera de que cuando hay una tercera amonestación,  la consecuencia directa es la expulsión, y esto se lo tienen que recordar el secretario, y esto es lo grave y lamentable”.

Villarrobledo

Juan Luis Iñiguez afirma que este coctel de soberbia mezclado con la ignorancia del reglamento de funcionamiento del pleno, es lo que provoca una situación insostenible, “ya que el alcalde va descaradamente a por Juan Bautista Torrente, para no sólo no dejarle terminar su exposición, sino que provoca su salida directa del pleno”.

Incide en que los compañeros del grupo Socialista no podían tolerar esa situación y permanecer como meros espectadores del pleno, sin poder tomar la palabra en ese punto, de ahí que adoptasen la decisión de abandonar el pleno junto a su compañero.

Remarcaba que desde el PSOE no piden un trato de favor o que se les trate de manera excepcional, sino que demandan que se les trate en igualdad de condiciones que al resto de concejales de PP y CIVI, dado que entienden que eso no ocurre así en la actualidad, apuntando que el alcalde se siente más cómodo en los plenos si no están presentes los concejales socialistas, “pero un alcalde democrático debería demostrar con hechos que lo es, y no solo aparentarlo. No sé si sabe que hace ya tiempo que vivimos en democracia, por lo que le pedimos que se recicle, porque la situación a la que hemos llegado es injustificada”.

Juan Luis Iñiguez detallaba algunas actitudes que entienden no se deberían haber producido durante esta legislatura, como la retirada del legítimo uso de la palabra para los concejales socialistas y  expulsión injustificada del Pleno, la convocatoria de los plenos en horario laboral, cuando tradicionalmente se venían celebrando fuera de la jornada laboral, la limitación de los tiempos de intervención, que ha derivado en una asignación  desproporcionada de los mismos, perjudicando notablemente a los concejales del Grupo Socialista.

De igual modo recordaba la limitación que los concejales del grupo Socialista han tenido para acceder a los documentos y expedientes necesarios para el ejercicio del control y fiscalización, algo que desde el grupo Socialista denunciaron en sede judicial, por violación de este derecho fundamental, y que se ha resuelto con una condena al alcalde por violentar del derecho fundamental que asiste a los concejales de la oposición para la participación política, “y ahora, lejos de corregir esta actitud, lo que hace el alcalde es, de manera temeraria, incrementar este comportamiento, por lo que no entendemos como, después de estar condenado, persiste en su actitud”.

Por todo ello, desde el grupo Socialista se ha solicitado la celebración de un pleno extraordinario, en el cual, a través de una moción, propondrán al resto de miembros de la corporación el “cese inmediato de las actitudes antidemocráticas mencionadas, a  las que el Alcalde viene sometiendo a este Grupo de concejales, y el restablecimiento de la normalidad en el funcionamiento de los Plenos, exigiendo al Alcalde que actúe con criterios de igualdad y transparencia en el ejercicio de sus funciones de Presidente de la Corporación”.

Noticias relacionadas

A %d blogueros les gusta esto: